Mamografía

Buscador de especialidades

Braquiterapia   I   Cirugía Radiodirigida   I   Densitometría Ósea   I   Ecografía   I   Gammagrafía   I   Mamografía   I   Ortopantomografía   I   PET   I   PET/TC   I   Radiología   I   Resonancia Magética
TC (Tomografía Computerizada)   I   Terapéutica (Medicina Nuclear)

Mamografía

Una mamografía es un tipo especial de radiografía de las mamas. Las mamografías pueden mostrar tumores mucho antes de que tengan un tamaño suficiente para que usted o el médico puedan percibirlos.
Se recomienda que las mujeres de más de 40 años se sometan a una mamografía anual o cada dos años máximo. También es recomendable para mujeres más jóvenes que presenten un mayor riesgo de desarrollar la enfermedad.
Las mamografías son rápidas y fáciles. Usted se pone de pie delante de un aparato de rayos X. La persona que hace el estudio coloca la mama entre dos placas plásticas. Las superficies presionan la mama haciéndola más plana; esto puede resultar incómodo e incluso doloroso, pero ayuda a obtener una imagen clara. Se realiza una radiografía de cada mama, y la obtención de la imagen dura sólo unos segundos.

Uso de una computadora y un aparato explorador para crear imágenes de tres dimensiones. Este método se puede guiar una biopsia, enviar radiación externa o insertar implantes de radiación.

– Punción de mama por estereotaxia
– Marcaje prequirúrgico por estereotaxia

La galactografía es un examen radiológico que utiliza la mamografía (sistema de dosis baja de rayos X para examinar las mamas), y un medio de contraste para obtener imágenes llamadas galactogramas, del interior de los conductos lácteos de las mamas.

La mama se compone principalmente de tres estructuras: grasa, lobulillos (que producen la leche) y conductos lácteos (que transportan la leche del lobulillo al pezón). A pesar de que la mamografía y la resonancia magnética son excelentes formas de tomar imágenes de las mamas, no pueden visualizar el interior de los conductos lácteos.

El uso más común de la galactografía es la evaluación de un derrame claro o con sangre del pezón.

La mamografía digital es una técnica reciente que permite que la imagen de rayos X sea visualizada y manipulada en una pantalla de ordenador, mejorando así su precisión.

La prueba consiste en inyectar aire en el interior de un quiste, al que previamente se le ha practicado una punción y aspiración de su contenido. A continuación se practica una mamografía que sirve para valorar las paredes del quiste y descartar lesiones en su interior.

©2017 CETIR ASCIRESAviso legal y condiciones de uso

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?